7 Ventajas de los videojuegos en la sala de clases. Parte 1

Con Forest, usar recursos interactivos en tus clases es fácil y entretenido

7 Ventajas de los videojuegos en la sala de clases. Parte 1

Se hace cada vez más común la inserción de nuevas tecnologías, metodologías y herramientas de aprendizaje dentro del ambiente escolar, y los videojuegos no están exentos de esta realidad. El uso de estos tanto en la vida cotidiana como en entornos formales (trabajo, escuela) han hecho posible su aceptación e inserción como herramienta efectiva de comunicación y aprendizaje.
En el siguiente artículo presentamos 7 ventajas del uso de videojuegos en la sala de clases. Las ideas son presentadas en el blog de SMConectados y les traemos una relectura de las ideas presentadas.

  1. Muchos videojuegos, posiblemente la mayoría, potencian las habilidades de pensamiento crítico y de comprensión de los estudiantes.

Los videojuegos poseen un gran potencial de desarrollo de habilidades, ya que los jugadores se ven expuestos a una gran cantidad de estímulos que los obligan a tomar decisiones en todo momento. Decisiones que suelen ser complejas y que requieren de la mayor concentración de los jugadores. Este ambiente al que se ven enfrentados los jugadores (estudiantes) ayuda al desarrollo del pensamiento crítico, ya que las decisiones que cada jugador toma, determinan cómo se va a desarrollar la experiencia a lo largo del juego, incidiendo en el desarrollo del mismo. Cada una de estas decisiones en su conjunto ayudan a conseguir el cumplimiento de los objetivos que el juego plantea, además por otro lado, permiten que el jugador se mantenga conectado con el entorno que se le propone, lo que mejora la comprensión de los contextos en los que se sitúan los juegos, ya que las decisiones que se tomen, derivan de la observación del entorno, la adaptación a las condiciones que este propone y del juicio crítico necesario para tomar la decisión más apropiada para cada situación, todo dentro de un ambiente controlado.

  1. Los videojuegos pueden ayudar a crear nuevas experiencias para lograr una mayor interacción entre los estudiantes, reforzando la cohesión del grupo permitiendo integrar a todos los estudiantes en un objetivo común.

Si bien, la experiencia de jugar videojuegos puede parecer una instancia más bien solitaria, cada día más los videojuegos ofrecen la opción de multijugador lo que permite que se pueda desarrollar la cohesión del grupo, así como valores de colaboración y trabajo en equipo. Estimula la participación de todos los miembros del grupo, donde cada uno puede participar a partir de sus propias habilidades y necesidades, aportando al grupo desde su experiencia y sus capacidades. Los videojuegos de multijugador permiten la integración de los estudiantes a actividades que busquen un objetivo común y que puedan ser desarrolladas por todos los integrantes del grupo, además de reforzar la interacción y la unión del grupo, bajo el cumplimiento de un objetivo común.


Foto: The Legends of Zelda: Four Swords Adventures.

  1. Mejoran las capacidades de aprendizaje individual de cada estudiante.

Cada niño es distinto y solicita una respuesta propia y personalizada de parte de sus profesores. Normalmente esta suele ser una tarea difícil, ya que la mayoría de los profesores no cuenta con los recursos necesarios para la personalización de esta experiencia. Sin embargo, los videojuegos ofrecen una excelente alternativa para ofrecerle a los estudiantes una experiencia enriquecedora y personalizada, donde cada alumno puede aprender según sus propias necesidades y a su propio ritmo, sin la presión del grupo y la constante supervisión del profesor..
La experiencia de enfrentarse a desafíos dentro de los videojuegos actuales está configurada para adaptarse a la realidad del jugador en función de su rendimiento dentro del juego y a las preferencias que se hayan seleccionado durante el desarrollo del mismo.
Conforme el videojuego avanza, este es capaz de presentar cada vez desafíos más difíciles de conseguir pero que quedan al alcance del jugador si este es capaz de desarrollar estrategias y habilidades que están al alcance de su mano, y que exigen un esfuerzo constante por parte del mismo, sin llegar a frustrarse por no poder lograr completar esos objetivos por la dificultad que exigen.
De esta manera, los videojuegos amplían y refuerzan la zona de confort de los alumnos en sus procesos de aprendizaje, logrando de una manera muy motivadora lo que, de otra manera, puede ser muy difícil de conseguir dentro del aula.


Foto: Fantasy Life.

  1. Los videojuegos son una herramienta eficaz para ayudar a disminuir el estrés de los estudiantes

Gracias a los videojuegos los alumnos tienen la oportunidad de poder desconectarse de la realidad que les rodea, ya que al ser una instancia lúdica, ofrecen una variedad de momentos muy valiosos de desconexión, lo que les permite a sus mentes descansar para lograr mejores índices de bienestar emocional y mental.

Una mente más relajada es más propensa a enfrentarse de manera positiva a nuevos desafíos dentro del aula, además es capaz de memorizar de una manera mucho más efectiva nuevos conocimientos lo que les ayuda a ser más flexible para que pueda tomar decisiones alternativas a los problemas a los que se ven enfrentados.


Foto: Journey.